NO REPRIMAS TUS EMOCIONES

NO REPRIMAS TUS EMOCIONES

 

 

 

En mi opinión, no controlamos bien –aunque a veces sean realmente incontrolables- las emociones y/o los sentimientos.

 

Hay una cosa que me molesta mucho. Hasta el punto de que intervengo cada vez que sucede, incluso aunque no conozca a los que participan.

 

Me refiero a cuando veo a una persona que le sugiere u ordena a otra que no manifieste sus sentimientos o sus emociones.

 

“No llores”, dicen.

 

Y yo me meto en la conversación, sin pedir permiso, y digo: “deja que llore todo lo que quiera, que grite, que maldiga, que manifieste todo lo que siente –sea agradable o no- porque si no lo saca se le va a pudrir dentro y acabará volviéndose en su contra”.

 

Son SUS sentimientos, y aunque parezcan desproporcionados –la escala de valores de cada uno es personal y absolutamente respetable- eso es lo que padece, y es lo que manifiesta su ser más natural. Somos humanos.

 

Y no llorar, o reprimir cualquier otro sentimiento, es un asunto de máquinas. Y, afortunadamente, no lo somos.

 

“Los hombres no lloran”, nos dicen a los hombres. ¿Quién ha inventado semejante patraña represora?, ¿Quién ha tramado esa vergonzosa mentira?

 

“No te rías de ese modo tan escandaloso. Compórtate.”, dicen a los niños.  Que es lo mismo que decir “reprímete”,  asesina tu sentimiento de alegría, vete aprendiendo que en la vida no se puede manifestar la jovialidad.

 

No seas tú, natural –les estamos diciendo con la reprimenda-, sino que conviértete en un dechado de educación y compostura, aunque el precio de ello sea la represión de la espontaneidad de tus sentimientos o emociones. Que son parte de tu vida.

 

¿Acaso son más importantes las normas sociales que la expresión libre de un sentimiento libre?

 

A mí me hace feliz ver cómo otro se ríe, y mientras más escandaloso sea, mejor. ¿Para qué reprimir la risa?, ¿O para qué reprimir un llanto?

 

“Contén tu rabia, o tu indignación”, dicen.

 

No es necesario.

 

Se puede, y se debe, manifestar de un modo asertivo, educado, nada agresivo, pero dejándolo claro, el malestar, el descontento, el enojo o la tristeza que se siente.

 

Forman parte de la naturaleza humana.

 

Tal vez sea equivocado pretender negarlos en un momento de sentimientos desagradables.

 

¿Y si tienes ganas de abrazar a alguien?

 

¿Y si te apetece decirle a alguien que le quieres?

 

¿Y si necesitas pedir más atención, más cuidados, más cariño?

 

¿Y si te sientes sola al lado de alguien?

 

¿Y si tienes miedo?

 

¿Y si estás triste y quieres manifestar tu tristeza?

 

Por dignidad propia, por respeto a ti, por ser fiel a tus principios, por tu salud mental y emocional, será bueno que manifiestes –preferiblemente sin ser agresivo ni ofender a otros- tus sentimientos y tus emociones.

 

Son parte de ti.

 

Eres tú.

 

Te dejo con tus reflexiones…

 

 

Francisco de Sales

 

(Si te ha gustado, ayúdame a difundirlo compartiéndolo. Gracias)

Más artículos en: http://buscandome.es/index.php?action=forum

Síguenos en: https://plus.google.com/collection/sLKLp

Síguenos en: https://www.facebook.com/FranciscodeSales.Buscandome

 

 

 

 

 

 

 

 

seccion: